domingo, 3 de septiembre de 2006

V@lE La Pen@ VIviR

La semana pasada, en una clase de la U, vi una película de Woody Allen llamada MANHATTAN. Bueno, debo confesar que tuve que verla again porque Pacian -el profe de la asignatura en que vimos el filme- habló todo el rato tonteras, además de un compañero de clases que insitia cada dos segundos en saber, no sé con que motivo, en nombre de Mariel Hemmingway; siguío en la misma hasta que le dije que se fuera a otra parte con sus pregunats tontas -aunque después de eso Pacian, una persona bastante culta que gusta de hablar en medio de las peliculas (y cuyas clases a veces pueden ser una lata), le contestó el nombre en cuestión.
Debo confesar que la película me conmovió, por varios motivos:
Es una historia muy urbana, podría estar ambientada en Santiago de Chile o en Oslo.
El mundo Snob en el que se mueven los personajes me recordó a ciertas personas que conozco, algunos de mis amigos hablan de Sartré y Freud en una conversación, aunque al segundo pueden estar hablando de carteras Louis Vuitton o jeans Armani... o la última ida al baño de alguno de ellos.
El problema es que, quizás es demasiado pretenciosa, aunque es una pretensión muy irónica. Cuesta saber si las referencias a personajes que solo el 2% de la población mundial conoce, sean en serio, aunque Pacian hizo que recordaramos cada mención a Botero y todo eso, para después preguntarnos en una prueba -¿no les parece grosero?.
Quizás una de las partes más significativas es cuando el personaje de Allen, recostado en el sofá nombra razones por la cual vale la pena vivir. Y así es como me decido a hacer mi propia lista:

  • Por las tardes de suave sol de octubre, en el Parque O'Higgins, con una cerveza comprada donde la MARICONA y la conversación de los chicos, sobre todo cuando empiezana girar en la tematica más cercana lo sesual.
  • Por un par de ojos azules.
  • Por el tomate con ají.
  • Por Kristina Lavransdatter.
  • Por que existen los osos.
  • Por Ace of Base y TODAS sus canciones.
  • Por la cara que pone mi mamá cuando está feliz.
  • Por el té.
  • Por todos los amigos que hice en la U, como la ACSA.
  • Por saber que alguien espera que yo llegue a casa...

Son tantas las cosas... trata tú, verás que la vida vale la pena.

5 comentarios:

  1. lo ke mas me gusta de la peli es la parte de woody allen, mis motivos tambien son simples kmo los de el o kmo los tuyos. EMOCIONARME KN UNA CANCION POR EJEMPLO ES MARAVILLOSO PARA MI O ENCONTRARME KN AMIGOS KMO TU. CREO KE HARE MI PROPIA LISTA PARA EL LOG. BESOS, TE KERO MUCHO
    CUIDATE

    ResponderEliminar
  2. Anónimo1:31 p. m.

    Quel lata ser la voz disidente. Para mi esa película es una ignominia. Es cierto, tiene riqueza fotográfica, y excelentes actuaciones. Música y planos de secuencia en blanco y negro, con miradas hacia el interior de las calles de Nueva York.¡Espléndido! Pero el argumento es lo más elitista que existe y demasiado frívolo. Una perspectiva de la intelectualidad demasiado exagerada, y para que hablar de la falta de madurez emocional del personaje interpretado por Allen. Será que yo soy demasiado básico a lo mejor, pero creo que nadie anda hablado por la vida todo el rato sobre Igmar Bergmar.
    Respecto a mi parecer sobre el film, Pacián me dijo que yo era igual que Woody: autoreferente, que sólo me motivaba mi propio bienestar, etc, etc, y que por eso me chocaba Allen. Bueno debo reconocer que él es muy culto al lado mío (Woody), pero bueno.
    No puedo negar que se puede elaborar una lista sobre las cosas por las cuales vale la pena vivir.
    Aquí vamos:
    1-Ser hombre y tener pene (que comodidad para enfrentar este mundo).
    2-Las largas discuciones nocturnas con mi almohada (nunca está de acuerdo conmigo, creo que le caigo pésimo).
    3-Apretar los globitos de las bolsas para embalar porductos electrónicos.
    3- Comer arroz bien frito.
    4- El alivio de cagar con ganas en un buen retrete.
    5-Empujar a la gente que no te deja bajar del metro cuando está lleno.
    6- Tirarle la cola a mi perro.
    5- Tirarse un buen peo sabaneado.
    6- Rascarse la espalda con una "manito pa rascar".
    7- Comer sopaipillas con mostaza en la calle.
    8- Caminar tipo siete de la tarde en verano por el parque de las esculturas.
    9- Mirar y pelar a la gente que pasea por el Plaza Vespucio.
    10- Tomar sol escuchando a Michael Bublé (obviamente que con audifonos) en las playas de Maitencillo.

    ResponderEliminar
  3. ese e arriba debe ser max? lo creo porke es muy parecido a woody, no igual pero parecido en lo snob! jajajajaj...e inmaduro...

    bueno a lo mio.Mi razon sería:
    no siempre se puede hacer un marilyn monroe y VIVIR....jajaaja
    ya zorro, no te vayas a ehar paatras el viernes?
    un beso, cuidate

    ResponderEliminar
  4. Max no tiene perro, asi que no creo que sea jajja. Whatever.

    Creo que comer, dormir, cagar y fornicar es maravilloso y razones suficientes para vivir.

    Pero no hay mayor razón que "estar aquí ahora" como dijo alguna vez John Lennon. Es un milagro de la naturaleza.

    Hay tantas razones, para escribir un libro.

    Sigue con tu blog Jon que está muy bueno. Es una buena razón para vivir.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo7:51 p. m.

    No. definitivamente no soy el Max.

    ResponderEliminar

¿te gustó?¿lo detestaste?, vamos no seas timid@ y dime que es lo que piensas.